Ejemplos de redundancia

por | Febrero 8, 2017

Una redundancia es aquello que abunda o es excesivo frente a una cosa o un contexto. No obstante, solemos usar el concepto para referirnos al uso excesivo de un vocablo o algunos datos en un mensaje. Aunque a priori pueda parecer un defecto en la conversación, suele reafirmar el mensaje que estamos transmitiendo. A continuación, diremos algunas características de la redundancia así como algunos ejemplos de redundancia.

Por lo general, se dice que la redundancia supone una propiedad de las partes predecibles de una frase. Lo redundante, de este modo, no aporta ningún dato nuevo, sino que reitera los que ya se han dado.

La redundancia y el inglés

La redundancia es parte esencial de la lengua inglesa, y es por eso que no se considera un error, sino que es una característica lingüística que lo diferencia de otros idiomas. Además, en inglés, existen muchos sinónimos para verbos que en español se representan con uno o dos vocablos. Por ejemplo, en el caso del verbo brillar, existen sinónimos como resplandecer, llamear…etc. En inglés, se usan variaciones del verbo en cuestión, en función del contexto y de lo que se desee expresar. Continuando con el ejemplo anterior, en inglés se usarían expresiones como: “brillaba de forma resplandeciente”, buscando enfatizar la idea.

Ejemplos de redundancia en español

A pesar de ser considerada un defecto, hay muchas zonas en las que son aceptadas. A continuación vamos a presentar algunos ejemplos de redundancia muy comunes en nuestra lengua.

  • Entra para dentro. Está claro que no se puede entrar para afuera.
  • Sube para arriba; Baja para abajo. En ninguno de los casos, bajar o subir, se puede hacer en sentido opuesto.
  • Librería de libros. Con el sólo título de librería ya se sabe que producto ofrece. Ocurre lo mismo con “carpinteria de madera”.
  • Cadáver muerto. Un cadáver ya de por si indica que la persona está muerta.
  • Trabajador para trabajar. El propio término de trabajador implica la acción de trabajar.
  • Libros para leer. Como si pudiera hacerse algo distinto con los libros que usarlos para leer su contenido.
  • Hielo frío; Café caliente. Esos productos es imposible encontrarlos en otra forma que no sea fría para el caso de hielo o caliente para el café.
  • Fotocopias idénticas. La fotocopia por definición es una copia a papel del objeto original o del papel original, luego no puede ser distinta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *